Salud 

¡Adiós a los complejos! Podemos darle una “ayudita” a la autoestima

Hay quienes no se conforman con lo que son y se pasan la vida quejándose de sí mismos, sin pensar en que un plan de acción puede corregir lo que les disgusta. Sucede mucho con el rostro o zonas del cuerpo, como la tan odiada celulitis.

Quizás no lo vemos como algo importante o no seamos conscientes de ello, pero la percepción que tenemos de nosotros mismos es fundamental. Si es negativa, nos limitará en nuestra vida diaria y en lo que nos propongamos a corto o largo plazo.

Son varios los aspectos psicológicos que llevan a tener baja autoestima, muchos de ellos arrastrados desde la niñez y la adolescencia. Pero también lo relacionado con el físico tiene un peso en la percepción que tenemos de nosotros. Como no nos aceptamos, nos consideramos inferiores y esto nos marcará para todo.

Basta con revisar cifras de estudios que se han venido realizando durante años. El 90% de las mujeres en el mundo querrían cambiar un aspecto, al menos, de su apariencia física. Cuatro de cada cinco mujeres adultas desean bajar de peso o la forma de su cuerpo, y solo el 2% se sienten realmente bellas.

Es cierto, hay patrones que marcan la moda y estos le quitan el sueño a muchos. Es importante entender que nadie tiene que ser tratado o sentirse menos por su aspecto exterior, sin embargo, vale la pena esta reflexión: si hay algo que te disgusta de ti y está en tus manos poder cambiarlo, ¿por qué no hacerlo?

Sí se puede sonreír

“La belleza es poder, una sonrisa es su espada”, decía allá por el siglo XVII el naturalista británico John Ray. ¡Antigua frase y cuán vigente aún es!

La sonrisa y la autoestima tienen una estrecha relación, y en esto tiene que ver mucho la salud bucal. Muchas personas dejan de sonreír, con lo importante que es para la vida y la interacción social, por tener los dientes en mal estado, en inadecuada posición, rotos teñidos o ausentes.

Pero nunca es tarde para recuperar la sonrisa. Aunque la tendencia actual es llamarlo diseño de sonrisa, profesionales de la odontología vienen trabajando desde hace tiempo en tratamientos para mejorar la salud bucal en los pacientes, para que así puedan tener más confianza y elevar su autoestima.

Los profesionales están, solo hay que tomar la iniciativa. Existen centros especializados con equipos multidisciplinares que cuentan con financiación, Dentista Alcobendas en los que ponen en práctica los procedimientos de acuerdo a cada necesidad: ortodoncia, periodoncia, estética dental, Invisalign (ortodoncia invisible), prótesis dentales, terapias regenerativas, entre otros.

La recomendación para todo lo que tenga que ver con mejoras en nuestro cuerpo, y más cuando se trata de salud bucal, es acudir a profesionales en centros que cumplan todos los parámetros que garanticen una atención inmejorable.

Estos lugares deben contar con elementos de calidad, que van desde el material médico, instrumental, fármacos, material consumible, mobiliario, siendo muy importantes los sillones dentales, los que se pueden adquirir en depósitos dentales especializados reconocidos (los hay online) como https://depositodental.online/sillones-dentales/, tratándose de uno de los instrumentos de trabajo más esencial de todo dentista; allí reposará el paciente y recibirá todos los tratamientos.

La temida celulitis

Como ocurre con la sonrisa, que nunca será un caso perdido si acudimos a las manos de expertos, ocurre con otros aspectos de nuestro cuerpo que odiamos y que a muchas personas llegan incluso a bajar su autoestima. Sin duda, la celulitis es uno de los primeros de la lista.

Es un mal que atormenta a las mujeres. Muchas ni siquiera se atreven a ir a la playa y a otras tantas les genera conflictos con sus parejas. La celulitis es la antiestética acumulación de grasa que se forma en piernas y glúteos, pero que también se puede ver en abdomen, caderas y brazos.

Siempre se ha hablado de que es imposible hacerla desaparecer por completo, quizás, pero la apariencia de la celulitis puede mejorar mucho. Existen tratamientos para dar elasticidad a los tejidos conectivos y aportar el colágeno perdido en la piel y con esto mejorar su apariencia.

Igualmente hay que buscar la reducción de la grasa corporal ya que esta presiona los tejidos circundantes y hace que se noten más los depósitos de tejido adiposo. Otra medida a tomar para aminorar el problema es aumentar la circulación sanguínea y linfática.

Postura erguida y a conquistar el mundo

Pero hay más que considerar cuando hablamos de autoestima. Hasta la forma de caminar nos dice cómo nos percibimos a nosotros mismos y dice mucho de nosotros a los demás, de hecho esto ha sido materia de estudio para psicólogos durante años. Uno fue Werner Wolff, quien en 1935 publicó una de las primeras investigaciones científicas que relaciona la forma de caminar con la personalidad.

Más recientemente investigadores de las universidades de Columbia y Harvard determinaron que quienes tenían posturas expansivas (extremidades distendidas) tenían sentimientos de poder y más disposición a arriesgarse, contrariamente a lo que sucede con quienes tenían posturas contraídas y cerradas (extremidades tocando el torso adoptando posiciones encorvadas).

Resulta obligatorio tomar medidas al respecto porque una mala postura no solo denota nuestra desconfianza, también es perjudicial para nuestra salud física.

Hay varios consejos para mejorar la postura que se pueden seguir. Lo primero es cambiar el hábito de pararse y caminar encorvados. Un primer paso es analizar la postura frente al espejo y corregirla a diario. Existe una serie de ejercicios que podemos realizar, la opción puede ser acudir con un especialista en la materia para recibir orientación.

También existen y son muy útiles para esto los correctores de espalda, prendas diseñadas para que cuello, hombros y espalda se mantengan ejerciendo una suave tracción respetando las curvas propias de la columna vertebral al hacer que se adopte una postura natural. Contribuyen a estimular “la memoria” de los músculos que están alrededor de la columna, lo que ayuda a corregir los malos hábitos en cuanto a la postura.

Hemos hecho un recorrido por los más comunes aspectos en la vida de las personas que le pueden ocasionar una baja autoestima y aquellos que denotan cómo está la percepción de sí mismos. Estando conscientes de lo que nos ocurre y tomando medidas para mejorar aquello que podemos cambiar estaremos dando pasos agigantados, lo que nos conducirá a lograr nuestras metas y, por ende, tener una vida mucho más feliz.

ARTICULOS RELACIONADOS

Leave a Comment