Clínica Rementería: «Nuestro foco es la seguridad de nuestros pacientes, dando un servicio oftalmológico seguro»Salud 

Clínica Rementería: «Nuestro foco es la seguridad de nuestros pacientes, dando un servicio oftalmológico seguro»

El pasado once de mayo la Clínica Rementería volvió a abrir sus puertas con el propósito de proseguir ofertando un servicio oftalmológico de vanguardia, con la calidad y el trato humano que les caracteriza. Siendo conscientes de la nueva realidad en la que vive el país, han adoptado una serie de medidas para asegurar a sus pacientes una clínica, un personal sanitario y un servicio seguros.

Su directivo médico, el oculista Laureano Álvarez-Rementería, desea trasmitir un mensaje de calma a sus pacientes recordando que a lo largo del periodo de desconfinamiento es esencial proseguir extremando las medidas de seguridad para eludir nuevos contagios.

—El coronavirus ha alterado asimismo la manera de asistir a nuestras consultas médicas. ¿De qué forma debemos actuar?

—El coronavirus altera nuestras vidas y todos sabemos que, de ahora en adelante, deberemos mudar hábitos y costumbres, y familiarizarnos con una nueva realidad. Desde Clínica Rementería deseamos facilitarle la vuelta proporcionándole un servicio oftalmológico seguro, que cumple con todas y cada una de las reglas de las autoridades sanitarias sin comprometer nuestra calidad asistencial. Contamos con instalaciones adaptadas al distanciamiento social demandado y estrictas medidas de higiene.

—¿Es conveniente una cirugía como la de las cataratas en el instante actual?

—Sí, la cirugía de cataratas, con las medidas y el protocolo de seguridad adoptados en la clínica, se puede efectuar sin inconveniente. En un comienzo efectuamos solo cirugías urgentes mas ahora trabajamos con normalidad, en las circunstancias que todos conocemos. Es esencial tomar en consideración que, de forma contraria a lo que se pensaba ya antes, una catarata muy formada o bien muy madura es más difícil de tratar y la restauración es más lenta. De ahí que es un género de operación que no tiene porqué aguardar.

—¿Qué medidas han adoptado en la Clínica Rementería para asegurar esa seguridad?

—Desde el principio, nuestro foco es la seguridad del paciente. Ha alterado un poco para esta nueva normalidad. Hemos reducido agendas para tener menos pacientes y eludir el contacto entre ellos. Contamos con mamparas de seguridad en salas de espera y recepciones. Se ha efectuado el test de inmunidad a todo nuestro personal sanitario que cuenta además de esto con equipos de protección individual. Todos y cada uno de los días contamos con un servicio externo especializado para desinfección de instalaciones y se efectúa del mismo modo la desinfección de zonas de trabajo y también instrumental entre paciente y paciente.

—¿Qué deben tener en consideración los pacientes ya antes de asistir a la clínica?

—Deben revisar el día y hora de su cita y cerciorarse de que está confirmada. Ante cualquier duda, siempre y en toda circunstancia es mejor llamar. Solicitamos a los pacientes que lleguen a la hora precisa de su cita, eludiendo de esta forma venir con cierta antelación para ahorrarle esperas y eludir acumulación de personas en la clínica. Se recomienda asimismo asistir solo o bien de ser preciso, con un solo acompañante. Si han tenido síntomas como fiebre, tos seca o bien complejidad respiratoria, deben anular la cita. Y si disponen de mascarilla, agradecemos que asistan a la clínica con ella.

—Y una vez en la clínica, ¿de qué forma se debe actuar?

—En la puerta de entrada, se le va a facilitar mascarilla a toda persona que no disponga de ella. Y en las recepciones van a ver que se han habilitado mamparas separadoras tanto para su protección como del personal sanitario. Existen dispensadores de gel hidroalcohólico a su predisposición para desinficionar sus manos, tanto en los mostradores de recepción como en diferentes puntos de la clínica.

Doctor Laureano Álvarez-Rementería
—¿Resulta fácil asegurar la distancia social entre los pacientes?

—En nuestras salas de espera hay una distancia de seguridad entre los asientos mas asimismo mamparas separadoras para fortalecer la seguridad para los pacientes. Para disminuir al mínimo los contactos con objetos de la clínica, hemos eliminado las gacetas en las salas de espera y todas y cada una de las papeleras son con pedal. Quien por poner un ejemplo deba usar el elevador, lo va a hacer de forma individual para asegurar mayor seguridad. Ya antes de entrar en consulta con su oculista, el personal ayudar le pedirá que se lave las manos. Y en la consulta, asimismo va a haber una mampara separadora entre el oculista y .

—¿De qué forma atienden a aquellos pacientes que en estas circunstancias no pueden o bien no deben asistir a la clínica?

—Tenemos a predisposición de los pacientes un nuevo servicio de videoconsulta. Nuestro equipo médico les puede atender sin precisar salir de casa. Es quien soluciona las dudas y efectúa recetas si es preciso, sin la necesidad de que asistan a la clínica.

– Para finalizar doctor. ¿hay alguna recomendación o bien cautela a continuar para nuestros ojos, en esta fase de covid-diecinueve? 

-Nosotros desde la clínica aconsejamos proseguir con todas y cada una de las cautelas de higiene y protección que conocemos, que recuerdo ahora :

Lavarse las manos frecuentemente (lavado con agua y jabón o bien soluciones alcohólicas).

Eludir el contacto estrecho con personas que muestren signos de afección respiratoria, como tos o bien estornudos.

Sostener una distancia de un metro más o menos con las personas con síntomas de infección respiratoria aguda.

Cubrirse la boca y la nariz con pañuelos tirables o bien toser o bien estornudar y lavarse las manos después.

Pedir atención médica si se tiene fiebre, tos y complejidad para respirar.

De forma adicional, y puesto que los ojos son una posible entrada del virus en nuestro cuerpo, le damos una serie de recomendaciones oculares importantes:

No frotarse los ojos 

La mayor parte de nosotros tenemos el hábito de frotarnos los ojos cuando estamos cansados, tenemos sueño o bien sentimos fatiga ocular. Intente mudar este hábito para disminuir al mínimo el contacto de tus manos con los ojos. Si siente la necesidad de hacerlo, le aconsejamos use un pañuelo tirable en vez del contacto directo con sus parpados. 

Sostener los ojos hidratados

En esta situación en la que todos pasamos más tiempo en casa, teletrabajando o bien sencillamente reemplazando nuestro ocio al aire libre por formas de entretenimiento en casa, hacemos mayor empleo de las pantallas y los aguantes digitales. Ello puede llevar a una mayor sequedad ocular. Asegúrese de tomar suficiente agua para sostener todo el cuerpo hidratado. Si siente sequedad, asimismo puede aplicarse gotas oculares. 

Lentes en vez de lentillas

Cuando se llevan lentillas, los ojos se tocan con más frecuencia. Toda vez que nos las introducimos en el ojo o bien nos las quitamos de noche, nuestras manos entran en contacto con la conjuntiva del ojo, que asimismo puede ser una vía de contagio del coronavirus. Si, incluso de esta forma, desea Usted proseguir con el empleo de las lentillas, extreme al límite la higiene de sus manos y la higiene de sus lentes con las soluciones de limpieza y mantenimiento recomendadas por su óptico. 

Llevar lentes resguarda sus ojos, mas no garantiza total seguridad

Si bien las lentes tanto correctoras como de sol suponen una barrera auxiliar a la entrada del coronavirus en sus ojos, no garantiza la total seguridad. Las partes más expuestas de sus lentes (por servirnos de un ejemplo, las patillas o bien el marco de la montura) deben desinficionarse habitualmente. 

Siga con los tratamientos oculares 

Si su oculista le ha pautado algún tratamiento de gotas oculares, asegúrese de que tiene stock suficiente en casa para cumplir con la duración y frecuencia de este. Minimice las visitas a la farmacia comprando en una vez lo que necesite para cumplir el tratamiento completo.

No abandone el seguimiento de enfermedades crónicas

Además, para los pacientes que sufren enfermedades oculares crónicas como por servirnos de un ejemplo glaucoma nuestra recomendación es proseguir con la disciplina del tratamiento, y no dejar de asistir a las citas programadas con su oculista en estos meses.

ARTICULOS RELACIONADOS

Leave a Comment