Conor McGregor retorna por todo lo alto: noquea a Cerrone en solo cuarenta segundosSociedad 

Conor McGregor retorna por todo lo alto: noquea a Cerrone en solo cuarenta segundos

Sobre las 6:20 de la mañana (hora de España) se apagaron las luces del T-Mobile de Las Vegas y se proyectó un haz de luz tricolor con la bandera irlandesa. Era el instante más aguardado. El regreso de Conor McGregor. Su operación redención. Miles y miles de sus seguidores atestaban las gradas. Y volvió por lo alto. El irlandés consiguió un KO técnico sobre una de las mayores leyendas en activo de la Ultimate Fighting Championship (UFC), Donald Cerrone, en solo cuarenta segundos del primer ataque.

El combate, que se disputó en un peso poco frecuente para el peleador de Dublín, el peso wélter (setenta y siete con uno kilogramos), duró un suspiro, y dejó patente que hay un nuevo McGregor, más enfocado en el deporte y distanciado de las polémicas extradeportivas.

Tras la épica presentación de la que frecuentemente hace gala Bruce Buffer, llegó el instante de que 2 de los mejores «strikers» (pegadores) de la competición midiesen sus fuerzas. McGregor probó una superioridad sorprendente y no le dio el beneficio de la duda a su contrincante.

Salió el irlandés a conectar con un directo conforme sonó la campana, que Cerrone sorteó, mas aprovechó McGregor para sacar una rodilla que era el primer golpe que impactaba. Ya no iba a dejar que escapara vivo. Velozmente llegaron al «clinch», donde el irlandés lanzó 4 golpes con el hombro que impactaron en la cara de Cerrone y le dejaron confuso. «Esos golpes me hicieron verdaderamente daño», afirmó el estadounidense tras el combate.

Tras separarse del agarre, llegó el instante que define a la perfección la pelea: Cerrone lanzó una patada alta, su técnica preferida donde tiene el récord de mayor número de KOs en la UFC, que McGregor supo proteger y enseguida el irlandés efectuó una contra con otra patada alta que, en un caso así, sí que impactó de lleno en el mentón de Cerrone, dejándole prácticamente fuera del combate. Entonces llegaron múltiples golpes de mano de McGregor hasta el momento en que el árbitro de la batalla, Herb Dean, dio por terminado el aguardado combate, consiguiendo McGregor un regreso de ensueño y dejando claro que ha vuelto para quedarse.

Finalizada la batalla, el de Dublín ha apuntado que desea seguir en esta división -fue vencedor en peso pluma (66kg) y ligero (70kg)- con lo que podría apuntar cara un combate en frente de Jorge Masvidal (vencedor cinturón BMF) o bien Kamaru Usman (actual vencedor de la división del peso wélter). Sin embargo, el presidente de la UFC, Dana White, apuntó horas ya antes de la riña que si McGregor ganaba a Cerrone estaría presto a ofrecerle una revancha contra Khabib Nurmagomedov, si este vence en el mes de abril a Ferguson.

ARTICULOS RELACIONADOS

Leave a Comment