CienciaDesde un hidroavión para Gigante a ladrillos que se...

Desde un hidroavión para Gigante a ladrillos que se autoconstruyen en Marte: estos son los catorce proyectos escogidos por la NASA para los próximos años

-

Motores capaces de cruzar el Sistema Solar en menos de un año, telescopios revolucionarios, ladrillos que medran solos en Marte a fin de que los colonos puedan edificar sus casas al llegar, cañerías lunares que transportan oxígeno de un asentamiento a otro, hidroaviones capaces de sobrevolar los lagos de metano de Gigante en pos de vida… Estas son solo ciertas catorce propuestas recién escogidas por la NASA como aspirantes a progresar la exploración espacial en el futuro. Cada uno de ellos de los proyectos elegidos, fruto del trabajo de estudiosos de múltiples universidades e instituciones privadas y públicas, va a recibir una financiación de ciento setenta y 5 mil dólares estadounidenses a través del programa de Conceptos Avanzados Renovadores (NIAC) de la agencia espacial. Así se verificará la aptitud de las propuestas y se valorará su posible inclusión en futuras misiones espaciales. Nueva Relacionada estandar No Rusia activa un plan de urgencia para salvar a los astronautas atrapados en la estación espacial J. de J. Lanzará una cápsula Soyuz sin tripulación el veinte de febrero, sin data de regreso «El programa NIAC – afirmó el administrador de la NASA, Bill Nelson-ayuda a brindar a estos científicos e ingenieros con visión de futuro las herramientas y el apoyo que precisan para impulsar la tecnología que dejará futuras misiones de la NASA». Hidroaviones en Gigante Muchos de los proyectos semejan sacados de la ciencia ficción, si bien en su vídeo de presentación, la NASA afirma explícitamente que ‘es ciencia, no ciencia ficción’. Un buen ejemplo de ello es TitanAir, un hidroavión de bajo costo propuesto por Quinn Morley, de la compañía Planet Enterprises, que podría sobrevolar los intrigantes lagos de metano de la luna de Saturno Gigante en consecutivos vuelos diarios de una hora de duración. Al tiempo, las alas de la nave recogerían muestras de las substancias orgánicas que manan de los lagos y las examinaría en pos de posibles signos de vida. Ladrillos que se edifican solos Congrui Jin, de la Universidad de Nebraska, ha propuesto una tecnología que dejará edificar hábitats en Marte sin precisar transportar allá los materiales desde la Tierra. Hasta el momento, la NASA ha experimentado con hábitats hinchables y ligeros (para reducir su masa y su volumen), mas las estructuras físicas precisas para pertrechar estos módulos deben, siempre y en todo momento, mandarse desde la Tierra en una segunda misión. Mas conforme Jin, todo ese equipamiento puede lograrse a través de la construcción ‘in situ’, usando cianobacterias y hongos como agentes de construcción. La idea consiste en crear un sistema de líquenes sintéticos, compuesto por cianobacterias diazotróficas y hongos filamentosos, para generar rebosantes minerales (carbonato de calcio) y biopolímeros, que lograrán el ‘milagro’ de unir el regolito marciano en bloques de construcción afianzados. Esos bloques de desarrollo propio se pueden acoplar después en múltiples estructuras, como pisos, paredes, tabiques y muebles. Un telescopio de miles y miles de satélites Otra original propuesta es la de Mary Knapp, del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), que ha imaginado un nuevo género de observatorio espacial capaz de ver lo que ningún otro ha logrado aún. La humanidad, de hecho, jamás ha sido capaz de observar el cielo de radio de baja frecuencia, ya que está escondo a los telescopios terrestres por la ionosfera de la Tierra y es bastante difícil de ver desde el espacio pues las largas longitudes de onda implicadas (de metros a quilómetros) precisarían telescopios enormes (e imposibles de edificar) para poder ver con claridad. No obstante, una matriz de miles y miles de pequeños satélites idénticos, puestos en L5 (Lagrange cinco, uno de los 5 puntos en que la gravedad del Sol y de la Tierra se anulan mutuamente), podrían trabajar juntos para advertir emisiones de radio a bajas frecuencias desde las primeras temporadas del Cosmos y medir los campos imantados de los exoplanetas terrestres, ayudando así a identificar mundos lejanos afines a la Tierra. Llegar a Plutón en un año Es posible que uno de los proyectos más interesantes del NIAC sea el llamado Pellet-beam, propuesto por Artur Davoyan, de la Universidad de California en la ciudad de Los Ángeles. Se trata de una nueva arquitectura de propulsión que se fundamenta en la creación de un haz de partículas microscópicas a hipervelocidad (ciento veinte km/s) impulsadas por un láser. Ese haz de micropartículas impulsará después una nave espacial. El sistema está concebido para imprimir velocidad a objetos de una tonelada como máximo, y dejaría llevarlos a una distancia de quinientos Unidades Astronómicas en veinte años (una Unidad Astronómica, UA, es la distancia entre el Sol y la Tierra, ciento cincuenta millones de km). O sea, prácticamente 5 veces más lejos y en medio de tiempo de los treinta y cinco años que ha tardado la Voyager 1 en llegar al filo del Sistema Solar a ciento veintitres Unidades Astronómicas de la Tierra. Acceso a los océanos subterráneos Entre las muchas necesidades y requerimientos de la NASA, está la de un sistema capaz de atravesar las gruesas capas de hielo (de decenas y decenas de km de grosor) que esconden océanos subterráneos de agua líquida en lugares como Ceres, Encélado, Plutón o Europa. Theresa Benyo, del Instituto Glenn, en Cleveland, plantea para esto una sonda capaz de horadar, merced al calentamiento de su propulsión nuclear, las cubiertas heladas y acceder a los océanos, en pos de vida. La sonda, además de esto, garantiza en todo instante las comunicaciones con la superficie, y deja el análisis preliminar de posibles formas de vida extraterrestre. MÁS INFORMACIÓN nueva No El James Webb descubre su primer planeta extrasolar, un planeta rocoso del tamaño de la Tierra nueva No Encuentran, a más de un millón de años luz, las estrellas más distantes de nuestra galaxia Los proyectos son variadísimos y, desde entonces, prometedores. La NASA ha anunciado que todos comenzarán a percibir los recursos asignados desde febrero. Dejamos ahora la lista completa de proyectos, con los links que dejan conseguir información completa sobre cada uno de ellos de ellos. Telescopio fluídico Propulsión fotografía forética para la exploración de la Mesosfera Océanos de mundos helados Doblado de grandes estructuras espaciales Cañería de oxígeno del Polo Sur Lunar Propulsión de haz de partículas para la exploración espacial Tránsito veloz a Marte Bloques de construcción de autocrecimiento Gran observatorio de longitudes de onda largas TitanAir Linterna para alumbrar en zonas oscuras de la Luna Detección de todos y cada uno de los exoplanetas próximos Generador de energía por radioisótopos Nuevo motor para cohetes

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos...

Más artículos...RELACIONADOS
Recomendados