SociedadDídac Costa, Premio Nacional de Candela al mejor regatista...

Dídac Costa, Premio Nacional de Candela al mejor regatista oceánico por su segunda vuelta al planeta a solas

-

La Vendée Globe es, para muchos, la competición más extrema del deporte de la candela. Implica dar la vuelta al planeta a solas, sin escalas, asistencias ni ayuda externa, un reto al alcance de poquísimos y que muchos menos todavía han podido llenar siendo regatistas apasionados.

Uno de esos prodigios de la navegación es Didac Costa, un bombero catalán de cuarenta años que en este dos mil veintiuno entraba a ser parte de la historia de la candela en España al transformarse en el primer de España en lograr circunnavegar el planeta a solas un par de veces.

Lo hizo a bordo del IMOCA60 “One Planet One Ocean”, un monocasco de veintiuno años, dieciocho metros de eslora y algo más de cinco de manga con el que recorrió las veinticuatro y ochocientos cuarenta millas náuticas (cuarenta y seis y cuatro kilometros) que implican rodear el planeta de oeste a este con salida y llegada en la localidad ribereña francesa de Les Sables d’Olonne.

En la competición, que se disputa cada 4 años desde mil novecientos ochenta y nueve y es uno de los acontecimientos náuticos más seguidos del planeta, participaron treinta y tres embarcaciones, de las que solo veinticinco consiguieron terminar. Costa fue el único de España de la regata y consiguió llenar la prueba en noventa y siete días, seis horas, veintisiete minutos y tres segundos, rebajando su precedente marca (de la edición de dos mil dieciseis-dos mil diecisiete) en once días.

Un éxito para un nauta no profesional que jamás procuró ganar, sino más bien poder llenar el mayor reto de la candela oceánica. Compensó la carencia de recursos, la escasa preparación y la antigüedad de su navío con empeño, osadía, determinación y coraje. Hizo en frente de averías y rupturas mas jamás se dio por vencido. Y en menos de cien días desde su partida, consiguió retornar al punto de inicio con un nuevo sueño cumplido.

En la historia de la candela en España se escribía un nuevo renglón merced a la proeza de un hombre que comenzó a soñar con circunnavegar el planeta siendo apenas un pequeño, cuando sus progenitores le charlaban de José Luis de Urgarte, el nauta vasco que completó la regata en mil novecientos noventa y tres.

Ese sueño comenzó a tomar forma en dos mil catorce, cuando se transformó en el nauta más joven en participar en la Barna World Race alrededor del planeta con Aleix Gelabert. Como ocurre con los grandes aventureros, al terminar la prueba (en cuarta situación), Didac ya tenía en psique un nuevo reto: la Vendée Globe, en la que participaría por vez primera en dos mil dieciseis.

Sin un patrocinador que financiase el proyecto, debiendo hipotecarse y con múltiples inconvenientes desde el principio de la prueba, el nauta consiguió terminarla cruzando la línea de llegada en décimo cuarta situación. Se transformó en el segundo de España en llenar el recorrido y los sueños prosiguieron medrando.

Didac ya pensaba en una edición nueva de la Vendée Globe y en dos mil veinte volvió a alistarse en la competición que le ha tolerado transformarse en el único de España en acabar un par de veces la mítica regata francesa y le ha hecho merecedor del Premio Nacional de Candela Terras Gauda al mejor regatista oceánico, que será entregado en una gala el próximo cuatro de septiembre en el Monte Real Club de Yates de Bayona (Galicia), en el marco del 36º Trofeo Príncipe de Asturias.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos...

Explican por qué el cáncer de pulmón no responde bien a la inmunoterapia

La inmunoterapia -tratamiento farmacológico que estimula al sistema inmunitario...

Xavi: «Estamos en un buen instante mas hay que darle continuidad»

El F.C. Barcelona empieza este domingo la segunda vuelta...

Manuel Vilas: «El placer rige el planeta, y más en el capitalismo»

Manuel Vilas (Barbastro, mil novecientos sesenta y dos) tuvo...

Más artículos...RELACIONADOS
Recomendados