EducaciónEl teatro quinientista de España

El teatro quinientista de España

-

Fruto de 4 décadas consagradas al estudio y la edición de nuestra picaresca y de las obras de Cervantes , mas no solo, los profesores Florencio Sevilla , q. e. G. e., y Antonio Rey Hazas , tanto monta, terminaron por parecerse –¡aun en clave fisonómica!– a Don Quijote y Sancho Panza. Lo curioso del caso es que Florencio, un pupilo bien nacido, agradaba de manera frecuente de ‘antonizarse’, haciendo gala de su olfato para releer el ‘Lazarillo’, el ‘Guzmán’ y el ‘Buscón’ desde la ladera del diálogo: su mayor aportación a este género; al tiempo que Antonio, a quien le debemos además el rescate de la picaresca femenina de Alonso Jerónimo de Salas Barbadillo (‘La hija de Celestina’) y de la de su tocayo Castillo Solórzano (‘La niña de los embustes. Teresa de Manzanares’), tampoco dudó en ‘florizarse’ a inicios del nuevo milenio. A lo largo de aquellos días de güisqui y rosas en la vieja UAM, se entregó a la poética de la libertad (dos mil cinco, dos mil diez) y al marco implícito de las ‘Ejemplares’ (dos mil trece), después de reimprimir su artículo sobre ‘El coloquio de los perros’ (dos mil tres [1983]) y de publicar un peregrino trabajo (‘Fidelidad al original’, ‘Cuadernos de Teatro Clásico’, veintiuno, dos mil cinco, ciento treinta y siete-ciento sesenta y cuatro), por lo extraño del tema en su trayectoria, que abrazaba el método de Sevilla para resanar los textos: desde las ‘editiones principes’; siempre y en todo momento, eso sí, como secuela de una estricta aplicación de la bibliografía material. En plata: tras la cuenta de todos los tipos, líneas, cuadernos y llanas de los clásicos de turno. Si jamás dejaron de tenerse ley, exactamente la misma camaradería adorna a Miguel Á. Teijeiro y José Roso . A lo largo del último sexenio, los dos han venido apostando por un congreso bajo los auspicios de el Conjunto de Investigación Barrantes-Moñino de la Universidad de Extremadura y el Municipio de Torre de Miguel Sesmero (Badajoz), patria muchacha de Bartolomé de Torres Naharro; sin orillar los sufragios del Vicerrectorado de la UEX, la Diputación Provincial de Badajoz, la Junta de Extremadura y el Instituto del Teatro de la capital española (ITEM). El Molino Aceitero de esta localidad pacense se transforma cada año en sala de recreación para filólogos venidos de ilustres centros nacionales y foráneos que, al lado de veinta pupilos de la UEX becados por el consistorio del pueblo –los milagros existen–, discuten sobre el teatro español del siglo XVI. Las comunicaciones del año dos mil veintiuno, homenaje a los maestros Sevilla y Rey, ven ahora la luz en ‘Estudios sobre el teatro quinientista español. De la práctica a la recuperación de autores y obras’, de la Colección del Instituto de Literatura y Traducción de Cilengua, dirigida por Carlos Alvar y adscrita a la Fundación San Millán de la Cogolla, ordenada por Almudena Martínez. Portada de la edición de mil quinientos sesenta y siete Teijeiro y Roso lo han dividido en dos partes : la primera compendia 8 capítulos de especialistas en la materia. Así, Javier Grande Quejigo traza un completo panorama del teatro religioso , interesándose por el ciclo de la Pasión de Cristo. Examina su avance desde el ‘Auto de la Pasión’ hasta el ‘Códice de Autos Viejos’, exponiendo su agotamiento a raíz de las prohibiciones y nuevas prácticas religiosas. Miguel A. Teijeiro sondea en cambio la dramaturgia áulica para resaltar la posible repercusión de la ‘Tinellaria’ de Torres Naharro en el cosmos imaginado por Aretino para ‘La Cortesana’. Miguel Á. Pérez Priego y Jesús Cañas Murillo coinciden en la elección del versátil Lope de Rueda . El primero se encarga del paso ‘La tierra de Jauja’, privilegiando la descripción del edén utópico y su crisol de fuentes, que engloban desde los ‘fabliau» hasta las Crónicas’ sobre el Perú de Cieza de León. El segundo justiprecia la opinión que mereció la vida y obra del hispalense en treinta escritos entre mil setecientos y mil ochocientos cincuenta. Antonio Salvador Plans ahonda en el lenguaje trágico merced a las contadas referencias de las preceptivas –el ‘Ejemplar poético’ de Cueva– y las piezas de Bermúdez (‘Nise lastimosa’ y ‘Nise laureada’) y Rey Artieda (‘Los amantes’). Por su lado, Julio Vélez Sainz se detiene en las puestas en escena de ‘La Numancia’ de Cervantes a lo largo de los siglos XX y XXI , todas y cada una marcadas por un corte nacionalista, colectivo e identitario que confirman su vigencia. Cronológicamente, esta sección se cierra con un capítulo de José Roso que examina la celopatía en 6 de las comedias del destierro de Lope : ‘Las mofas de amor’, ‘El ganso de oro’, ‘Los amores de Albanio y Ismenia’, ‘Los donaires de Matico’, ‘El casamiento en la muerte’ y ‘La francesilla’. En su fordiano ‘Dos escriben juntos’, Luis Gómez Canseco glosa con finura las aportaciones de Sevilla y Rey a la historiografía teatral de la Edad de Oro : un legado de verdad inacabable que arranca del Medievo (las ‘Danzas de la muerte’, ‘La Celestina’), pasa por la edición didáctica de ‘Fuenteovejuna’ que Rey cuidó para Edelvives y las 3, ya en collera con Sevilla, de comedias y autos de Calderón (‘La dama duende’, ‘Casa con dos puertas mala es de guardar’ y ‘El gran teatro del mundo’, Planeta, mil novecientos ochenta y nueve-mil novecientos noventa y uno), y acaba con la vanguardista –allí velarían sus armas cervantinas– del ‘Teatro completo’ del manco de Lepanto (Planeta, mil novecientos ochenta y seis). Confrontaron entonces abundantes ejemplares de la ‘princeps’ de las ‘Ocho comedias y 8 entremeses nuevos jamás representados’, el manuscrito quince mil de la BNE, para el texto de ‘La Numancia’; y el catorce mil seiscientos treinta de exactamente la misma institución por lo que concierne a ‘El trato de Argel’; sin obviar en ningún ‘locu’s las variaciones de la impresión de Antonio Sancha en mil setecientos ochenta y cuatro. ‘Estudios sobre el teatro quinientista español. De la práctica a la recuperación de autores y obras’ cumple lo prometido en su título al exhumar como segundo bloque –que no estrambote– ‘ La conocida comedia de la zarzuela’ de Luis Mexía de la Cerda y la ‘Representación del Nacimiento del Hijo de Dios Humanado’, anónima y olvidada hasta hoy. Aceptan la responsabilidad científica de estas ediciones Piedad Bolaños Ocurrente y Mercedes de los Reyes Peña , respectivamente. Estudios sobre teatro quinientista de España Cilengua FICHA Título: ‘Estudios sobre teatro quinientista de España. De la práctica a la restauración de autores y obras’. Trabajos ofrecidos a los profesores Florencio Sevilla y Antonio Rey Hazas. Autor : Edición de Miguel Ángel Teijeiro Fuentes y José Roso Díaz. Editorial: Fundación San Millán de La Cogolla Año de edición: dos mil veintidos Libre en Fundación San Millán de la Cogolla Libre en Unebook: link en venta de la obra

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos...

Más artículos...RELACIONADOS
Recomendados