Ciencia¿Puede ocasionar una catástrofe global el 'parón' del núcleo...

¿Puede ocasionar una catástrofe global el 'parón' del núcleo de la Tierra?

-

La nueva del ‘parón’ del núcleo terrestre descubierto por los estudiosos chinos Yi Yang y Xiaodong Song, de la Universidad de la ciudad de Pekín, fue, a lo largo de este lunes, una de las más difundidas y comentadas del planeta. Cientos y cientos de titulares anunciaron el acontecimiento, y prácticamente inmediatamente las redes sociales comenzaron a hervir con miles y miles de reacciones y preguntas de todo género. Una en particular fue la más repetida: ¿Qué consecuencias va a tener para nosotros el ‘frenazo’ del núcleo interno de la Tierra? Ciertos medios aun llegaron a anunciar que se generarían profundos cambios en el tiempo y que el fenómeno asimismo afectará al nivel del mar. Mas la verdad es que nada de eso se mienta en el estudio, publicado en Nature Geoscience . Los autores, de hecho, se restringen a decir que el fenómeno podría ocasionar, como máximo, pequeños cambios en la intensidad del campo imantado y en la duración de los días, que cambiaría en apenas una décima de milésima de segundo por año. Esto es, que no va a haber ninguna consecuencia que podamos percibir de forma directa ni que afecte a nuestra vida diaria. Nueva Relacionada estandar No La rotación del núcleo interno de la Tierra se detuvo en dos mil nueve, y podría estar invirtiéndose José Manuel Nieves Esta clase de reversiones podrían estar repitiéndose cada setenta años. El último punto de cambio fue en la pasada década de los setenta Uno de los puntos más interesantes del estudio, además de esto, es que la velocidad de rotación del núcleo sólido semeja ‘oscilar’ respecto a la del resto de la Tierra, acelerando o frenando en ciclos de unos setenta años. O sea, que lo observado por Yang y Song es una cosa que seguramente se viene repitiendo una y otra vez, cada 7 décadas , desde hace innumerables millones de años sin que ni tan siquiera nos hayamos dado cuenta de ello. El núcleo prosigue virando ¿Mas a qué se refieren los estudiosos cuando charlan de un ‘ parón’ del núcleo interno ? Desde entonces no al hecho de que haya dejado de virar por completo, sino a se ha detenido con relación a el movimiento rotatorio del mantón y de la superficie. ¿Y qué es lo que significa esto? La primera cosa que hay que comprender es que el núcleo interno de la Tierra es una esfera sólida, hecha mayoritariamente de hierro y níquel, que tiene unos dos mil cuatrocientos km de diámetro y que ‘flota’ de manera libre en un océano líquido (asimismo de hierro y níquel), el núcleo externo, que es donde se produce el campo imantado terrestre. O sea, podríamos estimar al núcleo interno como a ‘un planeta en nuestro planeta’, suspendido justo en su centro y con la libertad de moverse de forma independiente respecto al resto de la Tierra. ¿Mas de qué forma se mueve precisamente ? La cuestión no es fácil, y a su alrededor hay un discute científico que dura desde ya hace múltiples décadas. Como se explicaba el día de ayer en ABC, Yang y Song se percataron de que, desde los años setenta y hasta dos mil nueve, el núcleo sólido del planeta parecía estar virando un tanto más veloz que el mantón y la corteza , lo que quiere decir que si pudiésemos ‘mirar cara abajo’ desde la superficie y observar el núcleo, lo veríamos virando poco a poco cara adelante. No obstante, hacía dos mil nueve esta rotación comenzó a frenarse. Y si mirásemos cara el núcleo ahora, no lo veríamos virar en lo más mínimo, por el hecho de que está virando a exactamente la misma velocidad que la superficie. Lo esencial del estudio, puesto que, es la comprobación de que la rotación del núcleo no es incesante, tal como se pensaba hasta hace solo unos años, sino prosigue patrones considerablemente más complejos. Examinando cientos y cientos de ondas sísmicas de terremotos desde los años sesenta, de hecho, los estudiosos descubrieron que algo afín ya sucedió en los primeros años setenta, lo que hace meditar en la existencia de una oscilación, un ciclo en la velocidad de rotación del núcleo interno que se repite aproximadamente cada 7 décadas. Esta oscilación, conforme los estudiosos, se debe seguramente a la repercusión gravitacional del considerablemente más pesado mantón terrestre, la gruesa capa de roca semifundida que, con sus tres mil km de grosor, aparta el núcleo de la corteza de la Tierra. En consecuencia, el ‘frenazo’ en la rotación del núcleo sólido no tiene nada que ver, por servirnos de un ejemplo, con una inminente inversión del campo imantado, ni tampoco con catástrofes climáticas o con una súbita elevación del nivel del mar. Algo que solo podría acontecer si el núcleo se detuviese por completo, que no es el caso, o si el núcleo líquido externo dejase de virar y, por consiguiente, de producir el campo imantado que resguarda el planeta de las agresiones de la radiación galáctica. MÁS INFORMACIÓN nueva No El cometa de los últimos neandertales se aproxima a la Tierra: en qué momento y de qué manera verlo nueva Si Pensamientos que encienden dispositivos y se transforman en texto nueva No La revolución agrícola asimismo trajo la guerra y las pandemias Como es lógico, la última palabra no está dicha y queda aún mucho que descubrir sobre el funcionamiento interno de nuestro planeta y sobre de qué forma precisamente influye lo que ocurre en el centro de la Tierra con lo que sucede en su superficie.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos...

Más artículos...RELACIONADOS
Recomendados