CienciaSnoopy, legos, maniquíes... para qué valen los cincuenta y...

Snoopy, legos, maniquíes… para qué valen los cincuenta y cuatro kilogramos de chismes que carga Artemis

-

En lo que ya se ha transformado en una tradición para la NASA, las misiones espaciales llevan a bordo objetos infrecuentes que, en su mayor parte, no están destinados a una función práctica, sino recuerdan nuestra humanidad, desde la historia a la cultura pop. El comandante de la STS-ciento dieciseis Mark Polansky puso en órbita un osezno de peluche, réplica de uno propiedad de un superviviente del Holocausto, en dos mil seis. Después, fue entregado a un muSeo. Un año después, el sable de luz que usó Luke Skywalker en ‘ El retorno del Jedi ‘ asimismo pasó un par de semanas en el transbordador espacial Discovery para la STS-ciento veinte. Los juguetes de ‘ Star Wars ‘ se hallan entre los preferidos de los astronautas. Existen muchos ejemplos más. Artemis I, la misión destinada a devolver a la humanidad a la Luna, no está tripulada mas asimismo va a llevar consigo una larga lista de chismes extraños que incluye un muñeco de Snoopy, otro de la oveja Shaun (protagonista de una aconsejable serie de dibujos animados para pequeños), un montón de Legos, semillas, maniquíes, banderas, insignias e inclusive una estatuilla. Oveja Shaun ESA Todos juntos forman una carga de cincuenta y cuatro kilogramos. Por el momento, aguardan en la cápsula Orion a que los ingenieros de la agencia espacial estadounidense den luz verde a su lanzamiento con el megacohete SLS (Sistema de Lanzamiento Espacial), que el pasado lunes debió ser anulado por el fallo de uno de los motores . Si los técnicos logran solventar el inconveniente, posiblemente el despegue se realice este viernes. Snoopy Uno de los objetos más entrañables en Artemis I es el muñeco de Snoopy , un frecuente de los vuelos espaciales. La NASA ha recordado al renombrado cánido de ficción y a su autor, Converses M. Schulz , desde las misiones Apolo con fines educativos. En mayo de mil novecientos sesenta y nueve, los astronautas del Apolo diez Gene Cernan , John Young y Thomas Stafford viajaron hasta la Luna para un último vistazo ya antes del intento de alunizaje. La misión requería rozar la superficie de la Luna y ‘husmear’ el sitio donde después se posaría el Apolo once, lo que llevó a la tripulación a llamar al módulo lunar ‘Snoopy’. El módulo de comando fue bautizado como ‘ Charlie Brown ‘, en honor al fiel dueño de Snoopy. El primer vuelo de Snoopy al espacio fue en mil novecientos noventa, abordo del transbordador espacial Columbia a lo largo de la misión STS-treinta y dos. NASA En Artemis, Snoopy cumplirá una función. Va a viajar como un indicador de gravedad cero, un indicador visual de en el momento en que una nave espacial alcanza la ingravidez. Compartirá la cabina con otro peluche, el de la oveja Shaun, entregado por la Agencia Espacial Europea (ESA), que dio el módulo de servicio de Orion. Y con 4 figuras de Lego como una parte de una asociación continua entre la NASA y la compañía de juguetes, con la esperanza de implicar a los más jóvenes en proyectos de ciencia y tecnología. Comandante Campos Esta tripulación de fantasía va a estar dirigida por el comandante Moonikin Campos, un maniquí capaz de recoger datos sobre lo que las futuras tripulaciones humanas podrían probar en un viaje lunar. Bautizado en homenaje al ingeniero hispano que asistió a traer sanos y salvos de regreso a la Tierra a los tripulantes de la accidentada Apolo trece, va a llevar el nuevo traje Orion Crew Survival System , desarrollado para los astronautas a lo largo del lanzamiento y la reentrada. El traje tiene dos sensores para medir la exposición a la radiación a lo largo del vuelo. Arturo Campos, quien jugó un papel clave para traer a Apolo trece de regreso a la Tierra de forma segura Nasa Al lado de Campos va a haber dos ‘fantasmas’, Helga y Zohar , unos torsos femeninos fabricados con materiales que imitan los tejidos blandos, los órganos y los huesos humanos. En suma, los dos torsos tienen más de cinco mil seiscientos sensores y treinta y cuatro detectores de radiación. El kit de vuelo oficial incluye un sin fin de recuerdos y objetos que van a ser empleados como premios y exhibiciones de muSeo. Propuestos por diferentes organizaciones, muchos son banderas, parches e insignias que se destinarán a los empleados y técnicos que trabajaron en el proyecto. El MuSeo Nacional del Aire y el Espacio en Washington ha compartido múltiples artículos de las misiones Apolo, como un medallón conmemorativo del Apolo ocho, y un parche, una pieza de uno de los motores F-1 y una pequeña roca lunar recogida por el Apolo once. Van a ser exhibidos cuando retornen. Alexa, el asistente de voz de Amazon, participará en el viaje como una demostración de tecnología desarrollada entre Lockheed Martin, Amazon y Cisco. Con el nombre de ‘ Callisto ‘, uno de los asistentes de caza de Artemisa en la mitología griega, procurará probar de qué forma puede facilitar el trabajo de los astronautas en sus viajes. Semillas de árboles Asimismo hay semillas de árboles que más tarde se distribuirán en centros de educación. Semillas transportadas en la misión Apolo catorce se plantaron después y se transformaron en ‘árboles lunares’ como una parte de un experimento para entender los efectos del ambiente espacial en las semillas. Aparte de la oveja animada, la ESA asimismo ha entregado un cartel de ‘Un viaje a la luna’, de Georges Méliès , y una réplica impresa en 3D de una estatuilla de la diosa griega Artemisa que da nombre a la misión y que va a ser exhibida a la vuelta en el MuSeo de la Acrópolis en Grecia. De forma simbólica, la Agencia Espacial de Israel ofreció un guijarro de la superficie terrestre seca más baja de la Tierra, la ribera del Mar Fallecido. Así como toda esa compilación de objetos que definen lo que somos, esta humilde piedra va a viajar en un vuelo que va a llegar más lejos de

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimos...

Más artículos...RELACIONADOS
Recomendados